Dom22102017

Last update08:02:00 PM

Torrelavega

Las antiguas Escuelas de Solvay se convertirán en un Centro de Investigación de la Industria Química

Valoración del Usuario:  / 1
MaloBueno 
EscuelasSolvay

Las antiguas Escuelas de Solvay se convertirán en sede de un Centro de Investigación de la Industria Química que la empresa quiere poner en marcha a través de la firma de un convenio con la Universidad de Cantabria. Solvay ya ha comunicado que no renovará el convenio de cesión del edificio al Ayuntamiento de Torrelavega y recuperará las antiguas Escuelas para este nuevo proyecto.

 

El edificio fue cedido en 1998 al Consistorio para destinarlo a usos culturales, aunque en los últimos años no se le ha dado un uso concreto y ha ido sufriendo un progresivo deterioro.

El alcalde, José Manuel Cruz Viadero, ha confirmado que Solvay tiene intención de hacer uso del inmueble y, por tanto, el Ayuntamiento no podrá hacer uso de ese espacio en Barreda.

Las Escuelas de Solvay volvieron al primer plano de la actualidad el año pasado, cuando el colectivo Cultura Sin Techo, que agrupa a artistas de diferentes disciplinas, propuso al Ayuntamiento ubicar en el inmueble un "laboratorio cultural", autogestionado, que daría cabida a diferentes expresiones creativas y propuestas. Un proyecto que rechazó el Consistorio debido a que el importante estado de deterioro del edificio obligaría a realizar, para garantizar su seguridad, una inversión que los técnicos municipales cuantificaron en unos 300.000 euros.

La elevada inversión, contestada por Cultura Sin Techo, que cifraba las obras necesarias en un coste muy inferior, y el hecho de que el edificio no era de propiedad municipal hicieron desestimar el "laboratorio cultural", pero se abrió el camino para buscar un espacio donde dar cabida a grupos de música, danza, teatro y otros artistas.

De ahí surgió el proyecto "Locales de Ensayo. Observatorio Cultural", cuya ejecución está a punto de salir a licitación y que se ubicará junto al campus universitario, con una estética entre industrial y ecológica, reciclando materiales y convirtiendo contenedores de transporte marítimo en locales de ensayo, espacios multiusos y dotaciones accesorias, una plaza interior para actuaciones, todo ello rodeado de una zona verde y un huerto urbano.

El proyecto, anunciado en abril, con la previsión de ejecutarse en 2016 y entrar en funcionamiento en 2017, ha sufrido un importante retraso, ya que ni siquiera ha salido aún a adjudicación, aunque podría hacerlo en las próximas semanas, una vez realizados los informes técnicos que han demorado el proceso.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar