Mar18012022

Last update10:37:26 PM

Definido el trazado del Camino de Santiago a su paso por Cantabria y su entorno de protección

Valoración del Usuario:  / 0
MaloBueno 
AlberguePolanco02

El Gobierno de Cantabria ha aprobado la definición del Camino de Santiago de la Costa, a su paso por la Comunidad Autónoma y su entorno de protección, fijado en 30 metros a cada lado del trazado, excepto en las zonas urbanas, donde será de 3 metros. El Camino de Santiago atraviesa la comarca del Besaya por los municipios de Miengo, Polanco, Torrelavega y Santillana del Mar.

Con estos acuerdos culmina la tramitación iniciada en agosto de 2013 para definir el trazado del Camino y delimitar el entorno de protección que se considera el mínimo necesario para asegurar la visibilidad y comprensión del Camino y abarcar todas las condiciones perceptivas y paisajísticas que salvaguardan la interpretación de la ruta dentro de su contexto urbano y rural.

El Camino de la Costa tiene una extensión de 250 kilómetros y discurre por los municipios de Castro Urdiales, Guriezo, Liendo, Laredo, Colindres, Bárcena de Cicero, Escalante, Argoños, Santoña, Noja, Arnuero, Meruelo, Bareyo, Ribamontán al Mar, Marina de Cudeyo, El Astillero, Camargo, Santander, Santa Cruz de Bezana, Piélagos, Miengo, Polanco, Torrelavega, Santillana del Mar, Alfoz de Lloredo, Ruiloba, Comillas, Valdáliga, San Vicente de la Barquera y Val de San Vicente.

También se ha acordado la definición de la Ruta Lebaniega que enlaza el Camino de la Costa con el Camino Francés
Esta ruta, de 55 kilómetros, discurre entre San Vicente de la Barquera y el Monasterio de Santo Toribio, por los municipios de San Vicente, Val de San Vicente, Herrerías, Lamasón, Peñarrubia, Cillorigo de Liébana, Potes, Cabezón de Liébana, Pesaguero, Camaleño y Vega de Liébana.

Ambas rutas están incluidas en la Lista de Patrimonio Mundial aprobada por el Comité del Patrimonio Mundial de la UNESCO el pasado mes de julio, como parte de los Caminos de Santiago del Norte Peninsular.

El Gobierno también ha aprobado el decreto por el que se regula el Registro General de Empresas turísticas, en el que deben inscribirse todas las empresas que desarrollen actividades turísticas reglamentadas, determinando su contenido, estructura y régimen de funcionamiento, con el fin de arbitrar un instrumento que permita disponer de un censo actualizado de las empresas y actividades turísticas desarrolladas en Cantabria, que a la vez facilite el acceso e intercambio de información con otras administraciones públicas con competencias en materia de turismo.